Salud mental en la era de Instagram


Estudios realizados por Facebook indican que la red social Instagram produce "comparación social negativa" y que "alrededor del 32% de las mujeres que usan la red social se sienten peor sobre sus cuerpos”. Instagram se volvió un boom en los últimos años entre las generaciones más jóvenes debido a que el contenido que transmite es visual e interactivo. Es mucho más entretenido ver imágenes y ver qué están haciendo nuestros amigos mediante vídeos a tener que estar leyéndolo ¿No es cierto? Sin embargo, dicho método de interacción devino en la creación de filtros y composiciones que generan una apariencia estética adecuada a los estándares que son, en muchas ocasiones, muy difíciles de alcanzar. Como consecuencia cientos de chicas y chicos generan una visión negativa con respecto a su propia apariencia.


¿Cómo ayudar a los adolescentes que han desarrollado esta visión errónea sobre sí mismos? En principio, lo más idóneo sería entender el vínculo que ellos mantienen con las redes sociales y tratar de conocer un poco quienes conforman su círculo social más cercano, Esto debido a que, durante la adolescencia, la pauta del contenido que se tiende a consumir suele estar marcada por dicho entorno. Una vez entendido este contexto puedes probar las siguientes estrategias:


  1. Anima a tus hijos a enfocarse en sus vidas fuera del internet. Durante la pandemia, las redes sociales se han vuelto el nuevo centro de reunión de los adolescentes, sin embargo, como padres, pueden fomentar el desarrollo de actividades recreativas fuera de este entorno que ayuden a los jóvenes a purgar la mente de tanto contenido nocivo.

  2. Ayuda a que tus hijos cambien el enfoque que tienen de Instagram. Una vez conocido su círculo social puedes intentar fomentar el desarrollo de actividades en Instagram que no impliquen una interacción directa con estos estándares irreales sino que ayuden a tu hijo a desarrollar ideas creativas de creación de contenido. Desde memes hasta coreografías. Dale la vuelta a la forma en la que interactúan y haz que, en vez de ser meramente consumidores, ellos también impongan un estilo y un tipo de contenido dentro de la red social. Esto no solo les dará un sentido de protagonismo dentro de sus propias vidas, sino que los ayudará a dispersar la mente de aquellos estándares.

  3. Establece límites. Escucharlos y validar su punto de vista es importante, pero también hay que poner límites básicos sobre cuándo y dónde se pueden usar los celulares y computadoras. Comienza con apagar los celulares y tabletas una hora antes de dormir y guárdalos en un lugar fuera del alcance de los adolescentes (como tu habitación, si tienes una separada de la de ellos o en un lugar secreto) para evitar la tentación de quedarse despiertos hasta tarde mandando mensajes y viendo contenido que los haga sentirse mal consigo mismos. Puedes sugerir que le digan a sus amigos que se desconecten a cierta hora para que no se queden esperando una respuesta.


Esperamos que estos consejos te sirvan y recuerda que en Felizmente estamos aquí para ayudarte. Si quieres ayudar a tu hijo durante la etapa de la adolescencia no dudes en contactarnos. Nuestros profesionales estarán encantados de ayudarte.


3 visualizaciones0 comentarios